Lugares donde se desarrolla la novela

Lugares donde se desarrolla la novela
Cerro Lucero y Venta Panaderos

martes, 9 de febrero de 2016

Película "La novia", de Paula Ortiz. Una película que hay que ver. Se llevó dos Goyas.



    

Ramon Fernández Palmeral, escritor y pintor

           “La Novia”, es  una buena película, a la que le sobra minio, es decir, imágenes de sangre, muy acorde con las películas actuales como las de Tarantino. Sin embargo, me ha gustado mucho por la tensión, es una buena adaptación de “Bodas de sangre” de Federico García Lorca, basada en hechos reales del “Crimen de Níjar de 1928”, hechos que sucedieron en el cortijo del Fraile, cerca de Rodalquilar en Almería, en un lugar desértico. Sin embargo, esta pelicula está rodada en la Laguna Salada (Medina de Aragón) cerca de Zaragona, en Los Monegros, y otras escenas en la Capadocia (Turquía). Por ello, la luz con el reflejo de la sal, fue un gran acierto  para la fotografia que se llevó un Goya.
         La película es como un mito entre la belleza de la novia, la bella dura del paisaje y la belleza de los versos de la palabra de Lorca .  



   "La novia" es una pelicula amorosa trágica llevada con mucha sensibilidad, por su directora, una mujer aragonesa como Paula Ortiz. Obra que acaba en tragedia como la buenas obras dramáticas y tiene momentos inolvidables, como es el encuentro furtivo entra la novia y el amor de su vida detrás del torreón, crea una tensión inigualable, porque parece que los van a descubrir en ese beso caliente y furtivo.






          (Paula Ortiz con actrices de reparto de "La novia")


En “La novia” se nos muestra las tierras desérticas y en la laguna salada de Medina de Aragón (Zaragoza), que se puede semejar al desierto de Níjar. Los lugares solitarios son, por lo general inquietantes. Y la casa solitaria y desvencijada de la película es por sí sola, una obra plástica, lo desconchones son parte de ese pasado, como pueden ser las arrugas. A la que hay que unir la música, y las impactantes escenas de rotura vidrios de las redomas y demás probetas, cuando se rompen y el efecto inesperado es excelente.




           (Foto de la laguna Salada y casa abandona del rodaje)


La película es una adaptación libre de “Bodas de Sangre”, donde se resalta el mito de la novia, que recién casada deja a su marido y se va con el amor de toda su vida, desde la infancia. Es el arquetipo de la mujer que no quiere someterse a los convencionalismos sociales. Donde se remarca la fuerza del destino y que nada hay tan fuerte como el amor.



El principio de la película, cuando la novia, –magníficamente interpretada por la bella morena actriz de origen andaluz Inma Cuesta–, es en realidad el final de la obra, porque ha usado en “Flash-back”, y parece los asesinatos rurales del padre del novio, interpretado por el gran actor Asier Exeandía. Por esta razón la madre una mujer dura y vengativa  interpretada por Luisa Gavasa, que se llevó el Goya 2016 a la mejor actriz de reparto, es quizás un personaje casi principal.  Leonardo interpretado por Álex García,  lleva su físico a buen puerto feliz de galán enamorado, a pesar de que estaba casado con un hijo.



La poesía de Lorca llega a extremos de genialidad, propias de granadino y su obra Poemas de cante Jondo, tan característico, y de fondo la luna como símbolo de muerte, y la mendiga que aparece como un fantasma, le dan un suspense, es la que  sentencia a la novia que no se case ni no siente amor. Y los cuchillos de cristal, me gustó, son dos lenguas plateadas de muerte pero translúcidas como el cristal.



La fotografía de Miguel Ángel Amoedo, es excelente por esos efectos de contraluces, se llevó el Goya a la dirección de  fotografía. Paisaje lunar en eroción de la Capadocia donde fueron rodadas algunas escenas con caballo con Leonardo.




Como he dicho los paisajes y las casas solitarias son siempre intrigantes. La fragua de cristal del padre de la novia me parece un simil a las fraguas de los gitanos en "La luna vino a la fragua con su polisón de nardos" del Romancero gitano.



Dirección: Paula Ortiz.



Se debió llevar más PREMIOS Goya, 2016


Como dice Nuria Vidal. Esta Novia de Lorca es ahora de Ortiz y de Inma Cuesta. Y de esos dos hombres que conforman con ella el triángulo más antiguo del mundo: una mujer dividida entre un poco de agua tranquila y un río oscuro que la arrastra a la tragedia.


RESEÑA DE BODAS DE SANGRE:



El conflicto Dramático en “Bodas de Sangre” esta determinado por el deseo del Novio de vivir para siempre junto con su amada. Para ello se casan pero se interpone la fuerza del destino y Leonardo. El destino por su parte hace cumplir su mandato o sea que cada hijo o familiar de la madre debiese morir. Y por la otra parte Leonardo y sus impulsivas pasiones vuelven por su vieja amada reconquistándola y llevándosela de la boda para establecer su amor en otro lugar y así poder vivir felices. La novia decide irse con Leonardo y dejar solo a el novio. La novia le dice a Leonardo.


La fuerza del  destino: El autor manifiesta su preocupación por una fuerza externa que incide en la vida de los demás llamada destino o sino. La cual esta sacada de las antiguas tragedias griegas. Y en la obra se manifiesta en el destino de la madre en donde sus hijos y familiares más cercanos están destinados a perecer.
La madre al novio es en realidad la protagonista, vestida de negro por el luto de su marido y su hijo en una reyerta anterior: “Cien años que yo viviera, no hablaría de otra cosa. Primero tu padre; que me olía a clavel y lo disfrute tres años escasos. Luego tu hermano” La cita hace referencia a la muerte de ellos dos. Ruptura violenta y prematura del ciclo vital maternal. Hace referencia a que la madre se ha quedado sin hijos a temprana edad y no le queda más que llorar a los muertos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario